26 febrero, 2020

La inflación y las expensas

Tiempo de lectura: 2 minutos

Afecta a los dueños y los inquilinos. Los edificios ya no cuentan casi con fondos de reserva por los ajustes inevitables. Desde Liderprop te contamos por qué aumentaron tanto.

 

Los aumentos de alquileres, ABL, cuotas hipotecarias  y todo aquello inherente al costo de la vivienda se han visto sacudidos en virtud de los aumentos causados por un ritmo inflacionario creciente.

Las expensas no quedan afuera de este foco y son un factor determinante a la hora de alquilar y/ o comprar un inmueble, muchas veces sus elevados montos pueden determinar la definición sobre una operación.  

 

Según estadísticas oficiales durante todo el año  2019 las expensas se incrementaron en promedio un 50%, al ritmo de la inflación.  La inquietud se  presenta al conocer que dentro del mes de marzo de este año, este servicio se incrementará alrededor de un 15% más.

 

En diciembre, las expensa​s promedio que paga una familia tipo en Buenos Aires sufrieron un aumento del 51,8% en el año. Si el costo mensual era de $ 2.368 en diciembre de 2018, un año más tarde se fue a $ 3.598.*1

 

Así, cada vez más familias tienen problemas para pagarlas y las reparaciones en los edificios se postergan, afectando en muchas cosas a la seguridad de todos los copropietarios.

 

Los gastos generales de los consorcios subieron en principio por el costo salarial de los encargados de edificios, el cual sufrió un incremento en cuatro períodos, aguardando un próximo ajuste en el mes de marzo.

 

Se estima que el costo de los encargados representa el 50% o más del total de gastos del consorcio. Por esta razón, en muchos casos se opta por contratar una empresa de limpieza que no vaya todos los días.

 

Otro de los factores en alza por la inflación fueron los gastos de limpieza y mantenimiento. El consumo energético se vio encarecido a tal punto el invierno pasado que en muchos edificios con calderas en común se decidió apagarlas para controlar el consumo.

 

Por todo esto, la morosidad se vio en alza, aún con el cobro de punitorios fuera de término.

 

La otra cara del encarecimiento de las expensas y el salto de la morosidad es la falta de mantenimiento. Muchos consorcios no tienen más remedio que postergar reparaciones. Y no solamente las estéticas, como puede ser la pintura o la iluminación, también otras situaciones, como eventuales arreglos en fachadas y balcones, que suponen un riesgo de accidentes.

 

En tu caso, ¿cómo impactaron los aumentos en tu liquidación de expensas?

*1 Datos relevados por la Dirección de Estadísticas y Censos del Gobierno porteño.

 

Copyright 2020 | Liderprop.com